Zambo Creek, Emprendimiento Espumante | Universidad Zamorano
Orgullosos de ser Zamoranos y de Contribuir al Agro
8 noviembre, 2016
Entusiasmo y Superación
11 noviembre, 2016

Zambo Creek, Emprendimiento Espumante

_0002_5Si algo trajo consigo la experiencia de haber estudiado en ZAMORANO, fue permitirle a la ecuatoriana Laura Boada Molina (Clase 2011) conocer Honduras. En agosto de 2010 conoció Sambo Creek, una tradicional villa garífuna ubicada 15 km al este de la ciudad de La Ceiba, en la costa norte del país. Laura la describe como un lugar encantador y de nombre muy particular, que la inspiró a denominar su futuro emprendimiento, Zambo Creek microcervecería.

_0005_2Cuando pensaba en el nombre que llevaría la cerveza que crearía decidió ponerle Zambo Creek, tomando en cuenta ese sitio escondido, ubicado en el país que fue su hogar durante cuatro años. Sin embargo, el nombre también está compuesto por la palabra zambo, que nombra a un fruto tradicional del Ecuador, el cual no se produce masivamente y crece en lugares inhóspitos, incluso en quebradas. Zambo Creek microcervecería es más que un simple emprendimiento, se trata de fusiones, de una mezcla de historias, sobre todo de mujeres haciendo cerveza, rompiendo estereotipos en un producto producido y consumido en su mayoría por hombres.

_0004_3 A Laura siempre le interesaron los alimentos fermentados: “La fermentación es un proceso que te puede traer experiencias organolépticas exquisitas, describir las características físicas a través de los sentidos. En el 2011, al salir de ZAMORANO, el primer trabajo que conseguí fue en una fábrica de galletas, con turnos rotativos, pero no lo acepté. Pensé que debía hacer algo en lo que tuviera autonomía en mi tiempo y en mis decisiones. La vida tiene que ser un juego, el trabajo es parte de ello y hay que disfrutarlo”.

Determinación
A mediados de 2012, Laura realizó una pasantía en una microcervecería en La Paz, Bolivia, y previamente estuvo cerca de esta ciudad aprendiendo sobre quesos, en un espacio bastante inspirador en el Valle de Achocalla. Aunque le gustaban ambos procesos agroindustriales se decidió por la cerveza. No había mucha oferta de cerveza artesanal en Ecuador, únicamente las marcas grandes de cerveza que se encontraban en el mercado.

_0003_4Para finales de 2014, después de varias pruebas y errores, junto a su hermana y socia Paulina Boada, quien también realizó su pregrado en Ingeniería en Alimentos, sacaron su primera cerveza a la venta, cerveza rubia, que es una variación del estilo belga Saison. Laura comenta que en ese año en Ecuador empezó el auge de la elaboración de cerveza artesanal, sin embargo, había un patrón de mercado establecido: la cerveza artesanal “acaparaba” únicamente el 0,52% del mercado. Por lo tanto se trataba de llevar nuevos sabores y experiencias a un público que empezaba a explorar el mundo de la cerveza artesanal.

El camino no ha sido fácil, Laura decidió romper esquemas y su perseverancia ha sido fundamental. Después de unos meses crearon Zambo Creek cerveza artesanal, la cual hoy en día se comercializa principalmente en la ciudad de Quito, también en tiendas especializadas, en ferias cerveceras y gastronómicas, en eventos culturales y a través de pedidos.

Pilares que incidieron en este emprendimiento

A pesar de que mi emprendimiento no nace sola_0000_7mente de lo que fue mi experiencia en ZAMORANO, considero que los pilares zamoranos Panamericanismo y Aprender Haciendo, aportaron a ello. El hecho de salir del país y relacionarme con gente de tantos lugares me permitió conocer otras culturas, entender distintas maneras de pensar y aprender sobre las valiosas experiencias de cada una de las personas que conocí. El hecho de haber pasado por tantos módulos de trabajo que son parte del Aprender Haciendo hizo que al momento de salir al mundo real no sea tan relevante únicamente lograr una experiencia laboral o un buen pago, sino visualizar y hacer algo que me apasione y que contribuya con mi entorno. Uno nunca debe dejar de aprender en cada sitio por el que transita, y de todas las personas, sin importar su rango académico, nivel socioeconómico o procedencia. Siempre, en cualquier sitio, habrá algo que aprender y que contribuirá con el sueño de cada uno”, expresa Laura.

Zambo Creek es una microcervecería con un toque especial, mujeres haciendo cerveza artesanal. Actualmente forman parte de la Pink Boots Society, una red a nivel mundial que promueve el empoderamiento de mujeres en la industria cervecera, a través de la educación. “Queremos romper los estereotipos. Actualmente contamos con dos estilos de cerveza, una variación del estilo Saison y una cerveza negra, variación del estilo Stout. En cinco años vemos a Zambo Creek microcervecería como un lugar en donde no solo se pueda crear cervezas artesanales, sino donde se pueda innovar desde el principio de la fermentación hacia otros productos”, dice Laura.

Esta emprendedora con sello ZAMORANO desea continuar estudiando en el campo de la Ciencia y Tecnología de Alimentos, en la rama de la Fermentación. Para ella y su hermana, Zambo Creek debe ser un sitio de aprendizaje, desean crear alianzas estratégicas con pequeños agricultores y generar una cerveza artesanal y productos 100% locales. Un ejemplo de ello es que recientemente empezaron las pruebas con maíz negro de la comuna de Cocotog en Quito.

“El Ecuador es un país biodiverso, por lo tanto tenemos una gran oportunidad para experimentar y apoyar a la agricultura familiar en este proceso”, Ing. Laura Boada Molina (Clase 2011).

Comments are closed.

Español