Certificación de la Producción Agrícola | Universidad Zamorano
Potencialidad de la des-comoditización de la industria láctea en Latinoamérica
21 julio, 2017
Dimensión económica del cambio climático
4 agosto, 2017

Certificación de la Producción Agrícola

El surgimiento de normas voluntarias y su certificación para los productos agrícolas es una tendencia cada vez más común en las cadenas agrícolas internacionales. La gobernanza de las cadenas se ve influida de manera constante por las normas sociales y ambientales que son monitoreadas por organizaciones certificadoras como Fair Trade, UTZ, y Rainforest Aliance. Mientras hay un gran cantidad de marcas de certificación con diferentes objetivos y metodologías, su objetivo común es promover una agricultura más sostenible donde la producción es más amigable con el ambiente y el negocio contribuye al desarrollo socioeconómico de la pequeña producción en los países en vías de desarrollo.

Sin embargo, en una charla ofrecida por el Dr. Raul Ruben, profesor en Wageningen University and Research, los resultados de las certificaciones de los productos agrícolas como café, té y palma africana han sido diferentes y el impacto ha sido mucho menor de lo que se esperaba. La certificación resulta en un aumento en los precios de los productos certificados  en un 14%, además, los ingresos generados sobre estos productos han sido hasta de un 11%. Sin embargo, ningún impacto fue identificado en los ingresos totales y en el nivel de bienestar de los (pequeños) productores. Tampoco se encontró un impacto significativo en el aumento de los salarios o condiciones laborales de los trabajadores agrícolas en las plantaciones (por ejemplo té y banano). En general, debido a la heterogeneidad de los sistemas productivos, los diferentes contextos institucionales y múltiples formas de gobernanza en las cadenas agrícolas, resulta difícil concluir si la certificación mejora las condiciones socioeconómicas y condiciones ambientales en las zonas rurales en los países de bajos recursos.

No obstante, según el Dr. Ruben, esto no quiere decir que la certificación no sea algo importante. Hay varios casos exitosos, como la cadena de café manejado por la empresa Starbucks, que ha logrado que los beneficios de la certificación contribuyan directamente al productor, lo cual podría servir como un ejemplo para otros productos agrícolas. Asimismo, la certificación debe tomar en cuenta a todos los actores de la cadena, ya que en la actualidad el enfoque está limitado a nivel de la producción. Sin embargo, donde hay una mayor ganancia para los productores y trabajadores agrícolas es en los eslabones de proceso y comercialización, pero las empresas agrícolas mantienen el dominio sobre estos eslabones y es donde realizan sus ganancias, “beneficiándose” de la certificación.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Español