Culmina escuela de campo del proyecto Mujeres en las Redes Agrícolas en Honduras | Universidad Zamorano
Hija, madre y líder pública: Ana Marín, una inspiradora graduada zamorana
14 mayo, 2018
ZAMORANO e INSAFORP fortalecen la educación de jóvenes salvadoreños a través de la formación agrícola en Honduras
25 mayo, 2018

Culmina escuela de campo del proyecto Mujeres en las Redes Agrícolas en Honduras

La zona occidental de Honduras es una de las áreas más afectadas por el cambio climático debido a que varios de sus departamentos se encuentran en el corredor seco. El proyecto Las Mujeres en las Redes Agrícolas en Honduras identificó que en departamentos como Intibucá existen familias que practican agricultura de subsistencia y carecen de acceso a créditos, no cuentan con asistencia técnica y no producen lo suficiente para satisfacer el mercado. Por lo tanto, Intibucá es una de las áreas donde la Universidad Estatal de Pennsylvania y ZAMORANO, gracias a los fondos de Feed the Future Innovation Lab for Collaborative Research on Horticulture, unieron esfuerzos para implementar prácticas de agricultura sostenible con un enfoque en temas de género bajo la metodología de escuelas de campo. Este mayo culmina la escuela de campo de dicho proyecto con una ceremonia de graduación donde los productores compartieron sus experiencias.

Sobre el proyecto

Las Mujeres en las Redes Agrícolas en Honduras es un proyecto de investigación liderado por la Universidad Estatal de Pennsylvania, en colaboración con el Departamento de Administración de Agronegocios de ZAMORANO. Por medio de este proyecto se busca entender cómo la cadena de producción hortícola puede ser un mecanismo para apoyar en los procesos de empoderamiento de la mujer con la finalidad de mejorar la nutrición a nivel de hogares y proveer actividades generadoras de ingresos.

Las escuelas de campo

En el marco de actividades del proyecto se realizó la implementación de escuelas de campo con enfoque en huertos biointensivos, género y nutrición. Las escuelas de campo son una metodología de aprendizaje, centrada en las personas, que permite aprender nuevos métodos o tecnologías de producción a través de la participación activa (aprender-haciendo).

La metodología de trabajo consiste en una sesión semanal por un periodo total de 15 semanas, la primera sesión se realizó la semana del 15 de enero del presente año. Durante cada sesión los participantes aprenden a desarrollar un huerto biointensivo en cada una de las sedes y luego deben que replicar los conocimientos en sus hogares.

¿Qué es un huerto biointensivo?

Un huerto biointensivo es aquel que combina la producción de granos básicos como fuente de proteína, cultivos calóricos como fuente de energía y hortalizas como fuente de vitaminas y minerales bajo un sistema de producción orgánico. Para la implementación de los huertos el proyecto contó con la donación de 55 libras frijol biofortificado de parte del Programa de Investigación en Frijol (PIF) de ZAMORANO y con la donación de 2,355 esquejes de camote de parte del productor Leonel Díaz de Lamaní, Comayagua.

Inclusión de temas de género

Adicionalmente, en cada una de las sesiones se realizó una charla corta sobre temas de género en los que se discutió la distribución en la toma de decisiones dentro del hogar, el empoderamiento, la autoestima, y el liderazgo, entre otros.

 Participantes

Las escuelas de campo se desarrollaron con dos grupos de pequeños productores afiliados a la Asociación de Mujeres Intibucanas Renovadas (AMIR). El primero de los grupos se conformó sólo por mujeres (34 participantes) y el otro fue mixto (28 participantes, 22 mujeres y 6 hombres). Las comunidades sedes para el desarrollo de las escuelas de campo fueron Malguara y Candelaria Togopala respectivamente, ambas del municipio de Intibucá. En total se contó con la representación de diez diferentes comunidades del municipio. Los hombres participantes eran los esposos, padres, hermanos de las socias de AMIR.

Testimonios

“Aprendimos a elaborar los huertos biointensivos, a hacer la excavación para la siembra de los bancales e instalar el sistema de riego… [Este proyecto] nos ayuda con la alimentación de nuestros hijos, podemos preparar una dieta balanceada. Hemos aprendido sobre lo que es la igualdad de género dentro de la familia. Estamos muy agradecidos”, comparte Joselina Domínguez Méndez

“Fuimos seleccionada por AMIR para recibir este curso… la manera que hacemos el huerto fue nueva para mí porque hay que profundizar el agujero y el banco queda frondoso, yo no solía hacerlo profundo. Sembramos frijoles, camote, cebolla, brócoli, lechuga, zanahoria, remolacha y rábano. Yo hice el trabajo con mi papá y mi nieta. Nos apoyaron con la merienda, el pasaje y una niñera”, explica Estelita Domínguez

Graduación

La ceremonia tuvo lugar en las instalaciones de AMIR. El evento contó con la presencia de: Ing. Milton Flores, en representación del Rector de ZAMORANO, Ing. Rommel Reconco, Director del Departamento de Administración de Agronegocios, Lic. Arie Sanders, investigador principal del proyecto en ZAMORANO, Dra. Paige Castellanos y Lic. Ty Butler, representantes de la Universidad Estatal de Pennsylvania.

Durante la ceremonia se contó con la participación de representantes de las alcaldías de La Esperanza e Intibucá, ONU Mujeres, Asociación de Desarrollo Económico de Intibucá (ADELI), Asociación de Organismos No Gubernamentales de Honduras(ASONOG), Dirección de Educación Departamental de Intibucá. En total se dio la bienvenida a más de 200 participantes entre los cuales 64 eran graduandos de la escuela de campo, familiares de los graduandos y otros invitados.

De 64 graduandos siete eran hombres y el resto mujeres. Los graduandos recibieron un diploma donde se hace constar que recibieron 48 horas de formación teórico-práctica en los temas de huertos biointensivos con enfoque en género y nutrición.

***

El proyecto Las Mujeres en las Redes Agrícolas en Honduras es ejecutado por ZAMORANO en coordinación con Penn State Univeresity. Este proyecto es apoyado por el Laboratorio de Innovación en Horticultura, con fondos de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) como parte de la iniciativa global del Gobierno de los Estados Unidos contra el hambre y en pro de la seguridad alimentaria conocido como “Feed the Future”.

Galería Fotográfica:

Graduación Escuelas de Campo Intibucá

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Español