El empresario ecuatoriano del año Luis Bakker Jr. comparte su experiencia con Zamoranos
21 años de respaldo estudiantil
31 octubre, 2018
Productores de dos comunidades reciben asesorías técnicas especializadas
29 noviembre, 2018

El empresario ecuatoriano del año Luis Bakker Jr. comparte su experiencia con Zamoranos

El empresario habló a los estudiantes de emprendimiento, innovación, liderazgo y solidaridad.

El fiduciario emérito de ZAMORANO y presidente de la junta de Procesadora Nacional de Alimentos C.A. (PRONACA), en Ecuador, Luis Bakker Jr., compartió su experiencia empresarial con alumnos de cuarto año de la Carrera de Administración de Agronegocios, maestrantes y facultad invitada, durante el curso de emprendimiento, que se desarrolló en Zamorano, en noviembre.

Nacido en Venezuela, de padre holandés y madre ecuatoriana, estudió agronomía en Estados Unidos y retornó a Ecuador para iniciar en 1957 los sueños que compartía con su padre. En la actualidad es un destacado empresario, prueba de ello, es el reconocimiento como el Mejor Industrial del Ecuador 2018, que le otorgó la Asociación de Industriales Latinoamericanos, durante la celebración del VI World Business Forum Latin América.

Durante su visita a Zamorano, narró como su negocio que comenzó importando insumos agropecuarios y comercializando artículos para la industria textil, afrontó dificultades, que supero innovando en su mercado con la producción de huevos y pollos de engorde.

Para Bakker Jr., los aspectos involucrados en su compañía permiten su continuo movimiento como una rueda, girando en torno a la genética ideal, soportado por infraestructura, alimentos y fertilizantes de calidad, la mejor sanidad y un buen manejo, conservando su cinética a través de su equipo de mercadeo y ventas, y manteniendo un adecuado control a través de la válvula de su talento humano.

La filosofía de PRONACA: responsabilidad, integridad y solidaridad, se mostró en las palabras de su discurso. Esta empresa ofrece asistencia técnica a sus proveedores, consumidores, colaboradores y pequeños agricultores en particular. 

Como parte de su visita recorrió el Centro de Emprendimiento e Innovación Zamorano, llamando su atención la comparación de un líder con un águila. “Un líder debe tener el coraje para tomar decisiones difíciles, la compasión para escuchar las necesidades de otros. El líder se transforma a través de la calidad de sus acciones y la integridad de sus intenciones”, recalcó.

Aseguró que nadie hace nada sólo, por lo que es necesario contar con el apoyo de expertos, en áreas como; administración, mercadeo y producción. Dentro de sus principios de acción en su experiencia empresarial, habló de humildad, desarrollo de personas, escucha, eficiencia e importancia de la innovación.

Escuchó con atención la participación de estudiantes de Haití, Honduras, El Salvador y Ecuador, entre otros, a quienes aseguró que “la vida tiene picos y valles”, al recordar como afrontó momentos difíciles y como sobrellevo pérdidas en su compañía.

Con base a esa experiencia, aconsejó que es importante mantener la mente activa. “Lleva bien tus cuentas y conoce qué necesitas para llegar seguro hasta dónde quieres llegar, como un buen capitán. Sé honesto con tus trabajadores y comparte un justo beneficio con tus proveedores”, expresó.

Además, compartió sus aprendizajes de Holanda y reflexionó sobre el liderazgo productivo de Honduras, al que comparó en tamaño con Ecuador. Cerró con un mensaje de fe, diciendo “siéntanse orgullosos de trabajar en el sector de alimentos”. Los agronegocios, así como la industria, el ambiente y la producción, comparten un mismo propósito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Español