Universidad Estatal de Louisiana (LSU) otorga premio “Estudiante Líder del Año” para Franklin Bonilla, clase 2014
17 abril, 2019
Elías Salame, filántropo Zamorano de 32 generaciones
12 junio, 2019

Del Aprender Haciendo, al sabor del éxito

Hazel ha sido responsable del desarrollo y comercialización de nuevos productos en el área de galletas y confitería, así como del mejoramiento de la calidad, productividad y expansión de capacidad de manufactura, en marcas como Ritz, Newtons, Chips Ahoy!, Oreo, Trident y Sour Patch Kids.   

Durante su niñez, Hazel Fromm, Clase 98, escuchó muchas historias sobre Zamorano, pero fue su padre, Roberto Fromm, graduado, clase 66, quien le dio el primer recorrido por las instalaciones de la institución que se convirtió en su alma máter. Hoy es una destacada investigadora que lidera globalmente el equipo de innovación ‘Front-End’ de Gum & Candy Mondelez International, la reconocida multinacional estadounidense de confitería, alimentos y bebidas.   

La oportunidad de visitar Zamorano junto a su padre, le permitió aprender sobre la escuela y el estudio de la agricultura.  Este legado, así como su afinidad por la ciencia y la experimentación fue lo que desde muy temprano motivó a Hazel, para algún día llegar al campus como estudiante. Anhelo que cumplió y que la convirtió en una profesional perseverante, capaz de enfrentar y conquistar retos y lograr las metas que se propusiera. 

Asegura que además del rigor del aprender haciendo, el enfoque en una formación estudiantil integral fue de gran valor y exaltó su firmeza de carácter, permitiéndole tras egresar de Zamorano, continuar sus estudios en universidades de Estados Unidos, a nivel de licenciatura en la Universidad de Arkansas y de maestría en la Universidad Cornell.   

Pasión por la industria de alimentos 

Hazel recuerda que inició su carrera en la industria de alimentos, trabajando una pasantía de verano en un centro de tecnología de productos de Nestlé en York, Inglaterra, ahí se enfocó en productos a base de chocolate, y “descubrí esta carrera donde puedo aplicar principios científicos, observación y experimentación para deleitar con los alimentos. Desde entonces ha sido mi pasión”, agregó. 

Esa pasión le ha permitido desempeñar diferentes roles en varias empresas, y a la vez aprender sobre distintos aspectos del negocio como experta en investigación y desarrollo. Sin embargo, fue en la compañía Mondelez, donde comenzó su carrera como científica en el desarrollo y mantenimiento del portafolio de productos Nabisco, apoyando marcas como Ritz, Oreo y Chips Ahoy. 

Junto con su equipo, trabaja con los diferentes mercados para identificar oportunidades a futuro y desarrollar nuevos conceptos siempre con los consumidores al centro. Ya que, se trata de la creación de un portafolio de productos a futuro y el mundo y las tendencias evolucionan rápidamente. 

“Trabajamos en medio de mucha ambigüedad lo cual lo hace interesante pero un reto al mismo tiempo. Requiere trabajar con mucha convicción, sabiendo balancear la visión a futuro con las realidades de la factibilidad técnica y los recursos del negocio. También requiere influenciar y colaborar con compañeros en múltiples funciones y diferentes países, desde Estados Unidos y México hasta Francia y Japón, para lograr hacer realidad y traer nuestras ideas al mercado”, apuntó 

Como garante de innovación, Hazel, centra sus labores en la observación para identificar problemas y tensiones en las rutinas diarias de las personas y así poder crear nuevas soluciones. Los problemas no necesariamente son nuevos, por lo que hay que verlos de manera fresca y con curiosidad. Lanzar un nuevo producto requiere mucha colaboración y experimentación. Creo que es importante encontrar inspiración para continuamente alimentar la creatividad”, comenta. 

Finalmente, sostiene que, para empoderar a las mujeres en temas de innovación, es necesario salir de la rutina, conversar con alguien nuevo, observar mucho el entorno y sobre todo no temer si algo no funciona la primera o segunda vez. Así como los cultivos en la agricultura, las ideas comienzan como una semilla a la que hay que darle las condiciones adecuadas para que crezca y produzca 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Español