Estudiantes salvadoreños de tercer año reciben Certificado Técnico Universitario
11 octubre, 2019
Zamorano: 77 años formando profesionales de excelencia
16 octubre, 2019

Nuevo germoplasma de frijol para la adaptación a condiciones de altas temperatura en Centro América

En el proceso investigativo, para la validación de los nuevos materiales genéticos se involucrarán a estudiantes de pregrado y de la Maestría en Agricultura Tropical Sostenible (MATS).

El Programa de Investigaciones en Frijol (PIF) de la Universidad Zamorano en colaboración con el Centro Internacional de Agricultura Tropical (CIAT), empezará a evaluar nuevos materiales genéticos de frijol común (Phaseolus vulgaris L.) tolerantes a altas temperaturas, derivados de cruzas interespecíficas con parientes silvestres, principalmente el frijol tépari (Phaseolus acutifolius A. Gray) especie nativa de las zonas áridas del suroeste de Estados Unidos y el noroeste de México.

De acuerdo con el Dr. Juan Carlos Rosas, Director de Investigación de Zamorano, en los últimos años CIAT ha trabajado en el desarrollo de técnicas para facilitar la transferencia de genes de frijol tépari a frijol común, con las que se ha generado los materiales genéticos que serán evaluados a partir de 2020 por su adaptación a condiciones de altas temperaturas en Centro América, Colombia y Mozambique (África). Las evaluaciones de la tolerancia del frijol a las altas temperaturas en Honduras son conducidas por el PIF/Zamorano en la Escuela Agrícola Luís Landa de Nacaome, Valle, localidad que presenta las condiciones de altas temperaturas diurnas y nocturnas favorables para la evaluación y selección de germoplasma de frijol tolerantes al calor.

En esta etapa de mejoramiento genético se están usando parientes silvestres de frijol común para mejorar la adaptación del frijol en zonas afectadas por incrementos de temperatura, como el Corredor Seco del Pacífico Centroamericano, donde se requiere variedades tolerantes para continuar con la producción de frijol, un componente muy importante en la dieta diaria en las áreas rurales y urbanas. Estas nuevas técnicas de mejoramiento genético reforzarán los avances previos logrados en la adaptación de variedades de frijol a condiciones de altas temperaturas, incluyendo las variedades liberadas CENTA Pipil y CENTA EAC en El Salvador y Rojo Chortí en Honduras.

El PIF/Zamorano ha colaborado en las últimas décadas con investigadores de Centroamérica y el Caribe, y desde el 2002 coordina la Red de Frijol conformada por los programas nacionales de investigación de esta región. A través de esta Red se facilita el acceso a materiales mejorados con características agronómicas y comerciales deseables, para que, los países realicen las validaciones en fincas de agricultores que permita la liberación de variedades y el acceso a los pequeños agricultores. Tras su creación en 1988, el PIF se ha esforzado en el desarrollo de variedades de frijol que se adapten a condiciones de estrés de sequía e incrementos de las temperaturas causados por efectos del cambio climático. La colaboración con el CIAT incluye la generación y desarrollo de germoplasma de frijol con adaptación a la sequía y altas temperaturas, resistencia a enfermedades y con mayor valor nutricional (hierro y zinc).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Español