Skip to main content

Representantes de Zamorano mostraron resultados positivos del impulsó en la reducción de los Gases de Efecto Invernadero (GEI) en ganadería, y el aumento de la calidad y rendimiento de leche en algunas fincas ganaderas de la región.

El Dr. Isidro Matamoros docente de la Carrera de Ingeniería Agronómica, y el estudiante de la Maestría en Agricultura Tropical Sostenible (MATS), Ing. Dikson Marín López, representaron a Zamorano en el XVII Congreso del Sector Lácteo Nicaragüense, en el que se plantearon alternativas tecnológicas que permitan asegurar en las próximas décadas la competitividad y sostenibilidad en la cadena de producción láctea del sector primario de Nicaragua.

En el evento organizado por la Cámara Nicaragüense del Sector Lácteo (CANISLAC), el Dr. Matamoros, experto en producción y reproducción animal, expuso el tema “Competitividad: equilibrio entre productividad y rentabilidad en la producción primaria de leche”, y mostró resultados de proyectos de extensión ganadera que ha liderado Zamorano en Honduras y Panamá, que pueden ser replicados en Nicaragua para favorecer la producción de leche en rendimiento y calidad.

Por su parte, el ing. Marín, en su ponencia “Ganadería tropical, cambio climático y bioeconomía de mercados”, explicó el impacto que provocan los Gases de Efecto Invernadero en ganadería, su evolución en el tiempo con relación a la época preindustrial. Así como, la importancia de estimar las emisiones GEI en América Latina y el Caribe. “La idea es que se haga estimaciones en nuestros países, para tomarlo como punto de partida, poder planear y proponer estrategias de mitigación efectivas dependiendo de los sistemas de producción”, agregó.

Explicó que el desarrollo de dichas estrategias de mitigación y adaptación son posibles debido a la capacidad que se tiene para producir carne y leche a pasto, ya que esta región tropical tiene el 68% de las pasturas del mundo, lo que favorece la reducción de costos de producción, impacto ambiental y generación de productos de calidad y cantidad.

De acuerdo con el Ing. Marín, la ganadería aporta un sin número de servicios ecosistémicos a la sociedad, todos los autores involucrados en el rubro deben velar por potencializarlos, especialmente la regulación de la calidad del aire, la regulación del clima y la provisión de alimentos en cantidad y calidad.

Aunque Nicaragua tiene grandes capacidades de producción de leche, tiene muchos problemas en la época seca, que por el cambio climático cada vez se prolongan más; por lo que hablar de esa resiliencia de los sistemas productivos, y buscar sistemas ganaderos que sean capaces de auto recuperarse después de un evento adverso, resulta interesante para los productores de ese país.

This site is registered on wpml.org as a development site.