ZAMORANO launches its first Master’s Degree program in Sustainable Tropical Agricultural Sciences | Universidad Zamorano
clase 78
Buffalos, Class of 78 – Learning by Doing will forever help you
2 August, 2018
The “Chortí” red bean: a variety that can help to address drought conditions
7 September, 2018

ZAMORANO launches its first Master’s Degree program in Sustainable Tropical Agricultural Sciences

ZAMORANO’s first Master’s Degree in Sustainable Tropical Agricultural Sciences (MATS), part of the University’s innovative academic program, will begin in August with the attendance of professionals from different nationalities.

This new degree program will train professionals to achieve a high level of technical and scientific competencies and become sensitive to environmental concerns. The rigorous program is based on academic excellence, research, innovation and agricultural engagement to contribute to the sustainable development and the solution of contextual problems, through scientific research.

After 75 years of providing undergraduate education, ZAMORANO has launched its first postgraduate program, based on applied research, which brings new hope to the solution of numerous problems in sustainable agricultural systems. ZAMORANO understands the challenges presented by increasing global food demand, the pressure on natural resources, climate change that endangers food production and the limitations that underdeveloped countries face in responding to these needs.

Representatives from the private sector, government and international agencies, notably the Nippon Foundation, attended the inauguration. The Nippon Foundation has provided 15 scholarships. Dr. Alison Stone, President of the Board of Trustees and President Jeffrey Lansdale opened the event, accompanied by members of the first Master´s class and their professors.

An intense academic experience

For two years, the students will access first-rate academic facilities, where there are three ISO 17025-2005 accredited laboratories used for research and other services. National and international scientists will participate as well as students from different countries to ensure the production of high quality information and a wide range of topics. The schedule has six academic periods with a duration of 15 weeks each. The students will be able to undertake an internship abroad during their third academic period in one of the prestigious universities with which ZAMORANO has alliances in the United States, Italy, Colombia, Spain, Bolivia, Peru, United Kingdom, Dominican Republic and Thailand. In the end, the students will have completed 23 classes and obtained 52 credits for graduation, submitting the results of their approved thesis to scientific magazines for publishing.

About ZAMORANO

For 75 years, ZAMORANO has been providing education in technically-oriented agriculture and environmental conservation to students mainly from Latin America and the Caribbean. Scientific research has played an important role in the students’ academic activities. ZAMORANO is an international university committed to environmental development and sustainability, including the protection of the Uyuca and Monserrat Biological Reserves. The University campus is a botanical garden in content if not in formal status, containing a wide variety of native and exotic plant species. This makes ZAMORANO an effective learning venue for the young students from 21 countries who currently attend the University.

To know more about the admission process, please click on the link: https://www.zamorano.edu/en/sustainable-tropical-agriculture/

See Gallery: Inauguración Maestría en Agricultura Tropical Sostenible

¡Bienvenidos! Gracias por acompañarnos en un momento histórico para Zamorano. Después de una trayectoria de 75 años, reconocida por su impacto y compromiso a la excelencia, lo que en el corazón de muchos sigue y seguirá siendo la Escuela Agrícola Panamericana, hoy Universidad Zamorano, inicia su primera maestría, siendo el enfoque la Agricultura Tropical Sostenible (ATS).

¿Qué significa ATS? Significa un matrimonio entre las ciencias agropecuarias y el medio ambiente. Durante las últimas décadas la producción agrícola ha descuidado el medio ambiente, y ya empezamos a cosechar los resultados de estos abusos. En Zamorano, nuestro compromiso es contribuir a las iniciativas para cambiar estas tendencias, y apoyar en la adopción de prácticas agrícolas sostenibles.

¿Quiénes nos acompañan hoy?

  1. Les presento al Sr. Mori, acompañado por el Sr. James Huffman, ambos de la Fundación Nippon. El Sr. Mori llegó ayer después de un viaje de más de 20 horas que inició en Myanmar con escalas en Bangladesh, Tokio, Houston y Tegucigalpa y se va de regreso mañana.
  2. El Ministro de Desarrollo Económico, Sr. Arnaldo Castillo, que al igual que el Sr. Mori, tiene una profunda apreciación por el impacto favorable del sistema educativo y disciplina de Zamorano, un sistema pedagógico que verdaderamente transforma vidas.
  3. La Dra. Alison Stone, Presidenta de nuestra Junta de Fiduciarios, y bisnieta del fundador de Zamorano, Sr. Samuel Zemurray.
  4. Nos acompañan también dos miembros de la Junta de Fiduciarios, Sra. Lucía Ruiz y Sr. Mario Nufio.
  5. Quiero además reconocer y agradecer el trabajo de nuestra facultad y personal de apoyo durante los preparativos para lograr esta primera maestría.

El evento de hoy no tiene que ver sólo con un hito histórico; el inicio de la maestría representa un deber de la academia y la responsabilidad que tenemos para cultivar alianzas con gobiernos centrales y locales, sociedad civil, sector privado, comunidad internacional y donantes, para buscar soluciones en respuesta a los problemas sociales que cada día alcanzan dimensiones de mayor preocupación.

Así que hoy no es una celebración, sino un compromiso institucional donde, a través de los estudios, la investigación, la presentación y la publicación de informes basados en datos confiables, Zamorano, en coordinación con las alianzas, apoyará el análisis, definición y modificación de políticas enfocadas en la sostenibilidad de nuestro planeta.

No es una tarea fácil, pero en Zamorano, desde los tiempos de Sam Zemurray, Doris Stone, y Wilson Popenoe hemos entendido la importancia de lo difícil. Labor Omnia Vincit. Un ritmo de vida durante cuatro años que impregna en el ADN de cada graduado; la disciplina, el conocimiento, el aprendizaje proactivo, y el deseo de seguir aprendiendo durante toda la vida para asegurar el triunfo. Zamorano prepara a sus graduados para los retos grandes en la vida.

¿Entonces, quiénes son estos jóvenes atrevidos que aplicaron a esta maestría? ¿Será que se dieron cuenta en lo que se habían metido?

Jóvenes de la maestría: retrocedamos unos 75 años. Sam Zemurray tuvo un sueño, que se convirtió en una visión. El compartió su visión con su hija, Doris Stone. La visión se convirtió en un reto, y entre los dos le compartieron el reto a Wilson Popenoe. Wilson Popenoe asumió el reto y lo convirtió en una obra.

Ninguno de ellos pensaba en hacer historia – pensaban en tener impacto, en resolver problemas. Los graduados uno por uno, como resultado de su trabajo arduo y éxito profesional, levantaron la imagen de Zamorano a nivel mundial. Ahora les toca a ustedes.

Nuestra institución, nuestros aliados, y más de 8,500 graduados Zamoranos tienen expectativas altísimas de ustedes, la nueva generación con maestría. Ustedes, hoy asumen el compromiso de hacer para el futuro de los estudios de postgrado, lo que han hecho los graduados de Zamorano durante los últimos 75 años.

Adelante, Labor Omnia Vincit.

Muchas gracias Dr. Hincapié, por su amable introducción. Su Excelentísimo Sr. Arnaldo Castillo: Ministro de Desarrollo Socioeconómico para el Gobierno de Honduras, Miembros del Cuerpo Diplomático, Rector de Zamorano Jeffrey Lansdale, Alison Stone: Presidente de la Junta de Fiduciarios de Zamorano, Representantes del ámbito de Academia, Facultad del Zamorano, Estudiantes del nuevo Programa de Maestría, damas y caballeros:

Es un verdadero honor participar del primer programa de postgrado en Ciencias de la Agricultura Tropical Sostenible en América Latina. A través de esta nueva oferta educativa, iniciamos una nueva era, a través del apoyo de la Fundación Nippon, tanto en el sector agrícola, como para la Escuela Agrícola Panamericana, Zamorano.

La Fundación Nippon tiene un historial por los últimos 30 años, apoyando lo que hoy conocemos como la cadena de valor agropecuaria. Como muchos de ustedes saben, a mediados de los ochentas, África subsahariana atravesó una de las peores crisis de hambruna en la historia de la humanidad. Como resultado, muchas organizaciones humanitarias despacharon toneladas de alimentos a la región, apoyando a las naciones afectadas a alimentar a sus habitantes. En ese entonces, la ayuda humanitaria directa era el mecanismo más común de apoyo.

Fue así como en 1986, Ryoichi Sasakawa, basándose en el famoso proverbio acerca del pez y pescar, concluyó que lo que el mundo necesitaba no era solamente otorgar alimentos a través de ayuda directa, sino compartir prácticas de subsistencia a agricultores para promover mejores prácticas. De esta forma, se comunicó con los Premio Nobel Norman Borlaug y Jimmy Carter.

Ahora regresemos aún más al pasado, como algunos de ustedes sabrán, a finales de la década de los sesentas, la situación alimenticia en el mundo era crítica, la lucha contra la hambruna era una batalla perdida y la expectativa era que miles de millones de personas morirían de hambre para finales de la década de los ochentas.

Sin embargo, en uno de los eventos humanitarios más trascendentales en la historia del mundo, Dr. Borlaug introdujo ideas innovadoras y las implementó dentro del campo agrícola, combatiendo exitosamente la crisis mundial. El Presidente Carter, por otro lado, lideró el Centro Carter, que poseía una de las redes de contactos más amplias para agricultura en África subsaharian

Con el conocimiento del Dr. Borlaug y la estructura del Centro Carter, complementado por los recursos financieros de la organización encabezada por Ryoichi Sasakawa, se lanzó un nuevo programa llamado Sasakawa Global 2000.

Este programa implementó métodos simples, pero modernos enfocados en agricultura para pequeños productores, obteniendo excelentes resultados. A través de cultivos en línea recta, el uso de fertilizantes y variedades resistentes de semillas, además de la introducción de tecnologías básicas de procesamiento, el programa fue capaz de duplicar las cosechas, ayudando a los agricultores a evitar que su producto pereciera antes de llegar al punto de venta.

Después de estos casos de éxito, un nuevo programa se lanzó en África dirigido a los agricultores extensionistas, para difundir y mejorar las practicas modernas de agricultura orientado a las personas más necesitadas. Este programa se llamó el Fondo Sasakawa África para Educación Extensionista. Ambos programas están en operación hoy.

Desde 1980, hemos apoyado diferentes iniciativas en el área de desarrollo agrícola, a través de muchas regiones y con actores muy conocidos.

Sin duda alguna, Zamorano es una de las instituciones con las que más nos enorgullece estar asociados. No solo por la reputación que la Universidad ha construido en la región a través de su arduo trabajo, aunque eso es definitivamente impresionante. Pero, más importante aún para la Fundación Nippon, es la base de principios pedagógicos y métodos que Zamorano utiliza que son una base sólida a la que los estudiantes están expuestos y los prepara para la realidad de lo que tendrán que enfrentar una vez que se gradúen y se conviertan en profesionales. La carrera de un profesional en las ciencias de la agricultura y su cadena de valor no es fácil en lo más mínimo.

Más que en otras carreras, la que sus estudiantes han escogido requiere de una disciplina inquebrantable, una habilidad de reaccionar rápidamente y tomar acciones correctivas para adaptarse a cambios repentinos en el entorno (tanto ambiental, como económico), y convicción profunda que su trabajo es más necesario que cualquier otro. Que, a través del mismo, se tendrá un impacto directo y positivo en un sinnúmero de vidas de personas en sus comunidades, países y región.

La agricultura es la base de todas las civilizaciones. Sin una base agrícola sólida, ninguna sociedad puede florecer en un mundo de mercados, naciones y culturas competitivas. Y, en la medida que las poblaciones continúen expandiéndose, cada país debe asegurarse que expertos en agricultura y política estén en la cúspide de desarrollo en sus campos.

Para cumplir con la demanda en Centro y Sur América, desde 2002, y durante diez años, ofrecimos el Programa de Becas Ryoichi Sasakawa/Norman Borlaug en Zamorano.

A través del programa, se beneficiaron 169 becarios de Centro y Sur América quienes recibieron sus diplomas de graduados en ciencias de la agricultura, convirtiéndose en líderes en el sector agrícola de sus comunidades. A medida que el programa cumplía su ciclo, identificamos que aún existía una necesidad para hacer mayores esfuerzos promoviendo un programa de postgrado que prepare líderes en el sector agrícola, para beneficio de sus países y la región como un todo.

Esta es la razón para estar aquí hoy. Para inaugurar el primer Programa de Maestría en Agricultura Tropical Sostenible en América Latina, y darles la bienvenida a ustedes los estudiantes, la primera promoción que hoy comienza un importante camino en sus vidas.

No se equivoquen. Ustedes han probado ser los mejores de los mejores y por esta razón han sido seleccionados como becarios de este programa. Pero realmente lo que están recibiendo es la autorización para comenzar un camino de dos arduos años de esfuerzo. Su estadía aquí será difícil. Deberán trabajar para sobreponerse de las frustraciones. En ocasiones deberán sufrir decepciones. ¡Y hasta les pediremos que se levanten muy, pero muy temprano todos los días! Pero en la medida que se enfrentan a estos retos, por favor recuerden: estos serán pequeños obstáculos en un camino gratificante y sumamente importante. El camino de guerreros dispuestos a combatir el hambre.

La Fundación Nippon está más que satisfecha de apoyar a Zamorano a través de este programa de becas tan significativo. Y nos sentimos aún más orgullosos de saber que la Universidad seleccionó una primera generación de impresionantes candidatos para su primer programa de postgrado. Ustedes son el futuro de la región. Trabajen muy fuerte y muestrenos el camino a seguir.

Muchas gracias,

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

English